Saltar menú

Sistema sanitario

Seguro médico para los extranjeros

Personas con residencia permanente en la República Checa

Por ley en la República Checa quedan aseguradas obligatoriamente las personas que b}tienen residencia permanente en el territorio de la República Checa, es decir, cualquier extranjero, siempre que no esté sujeto a la legislación de otro Estado miembro de la UE / EEE / Suiza según la normativa europea. Se crea un seguro de salud para estas personas al adquirir la residencia permanente en la República Checa y se extingue por el fallecimiento del asegurado o por su declaración de muerte o por la finalización de la residencia permanente en la República Checa.

Personas sin permiso de residencia permanente en la República Checa

  1. Un extranjero de fuera de la UE/EEE/Suiza sin residencia permanente puede formar parte del seguro sanitario público de la República Checa según la ley como empleado de algún empleador con domicilio o residencia permanente en el territorio de la República Checa, si cumple con los criterios sujetos a los acuerdos europeos (por ejemplo, es un familiar dependiente del sostén de la persona asegurada en virtud del reglamento del sistema del seguro médico público de la República Checa), o si es ciudadano de uno de los estados con los que la República Checa ha firmado un contrato internacional de seguridad social que abarca también el seguro médico (la lista de estos contratos aparece en www.cmu.cz, en la sección de Contratos internacionales).

    Además del inicio y la finalización del contrato de trabajo de otros empleados, el empleador está obligado a notificar también a la compañía de seguros el establecimiento y la finalización de la participación en el seguro médico de un trabajador extranjero que no tenga residencia permanente. La compañía de seguros emitirá una tarjeta verde para esta persona asegurada. Las otras personas que entran en el sistema del seguro médico público por otra razón tendrán la tarjeta amarilla o la clásica tarjeta sanitaria europea (EHIC).

    Un extranjero sin residencia permanente que no esté empleado y que no forme parte del seguro médico público durante esos meses puede contratar un seguro en seguro médico contractual.

  2. Un extranjero de la UE, del EEE y de Suiza sin residencia permanente en la República Checa puede ser parte del seguro de salud público de la República Checa, tanto en virtud de la ley sobre la base del empleo como sobre la base de la normativa europea (por ejemplo, como trabajadores autónomos por cuenta propia únicamente en el territorio de la República Checa, miembros familiares sin medios de una persona de la UE que trabaja en la República Checa, en casos excepcionales también personas económicamente inactivas que demostrarán su residencia y su centro de interés en la República Checa, etc.).

Casos especiales

En algunos casos especiales, algunas personas que forman parte de grupos legalmente definidos son consideradas como extranjeros con permiso de residencia permanente. Estos son:

  • los asilados después de la concesión de su asilo,
  • los niños nacidos de madres solicitantes de asilo hasta el momento en que se decida su asilo u otro tipo de residencia para el niño,
  • los extranjeros encomendados a una educación suplente por decisión de una autoridad competente, cuando al menos una persona física, a la que se le haya confiado el extranjero, sea residente permanente en el territorio de la República Checa o si en el territorio de la República Checa se encuentra el departamento encargado del niño,
  • los hijos de extranjeros desde el momento del nacimiento hasta el poder legal de la decisión sobre el permiso de residencia en el caso de los hijos de padres que tienen un permiso de residencia permanente y presentan una solicitud de permiso de residencia para el niño dentro del plazo legal,
  • extranjeros que gozan de protección temporal,
  • los extranjeros que hayan recibido una decisión de no concesión de asilo en la que se haya impuesto algún obstáculo para viajar en virtud de la ley del asilo. La policía concederá a dicho extranjero un visado de residencia en un plazo de 90 días que le otorgue el derecho a permanecer en el territorio durante los 15 días hábiles a partir de la fecha de expedición del visado,
  • los extranjeros a los que se les haya concedido un visado para una estancia de más de 90 días con el fin de admitir su estancia en los casos especificados en el artículo 32.2 de la ley de Residencia de Extranjeros, enmendada posteriormente (por ejemplo, si hay algún obstáculo ajeno a su voluntad que impide viajar); la validez del visado será determinada por la policía para un período necesario no superior a 1 año,
  • los extranjeros a los que se les haya concedido un permiso de residencia de larga duración a efectos de admisión de residencia, si su estancia en el territorio es superior a 1 año y si se mantienen las razones por las que el visado se ha expedido para una estancia de más de 90 días con el fin de admitir la residencia en el territorio.

Fuente: Compañía General de Seguros de la Salud de la República Checa

Arriba