Saltar menú

Sistema sanitario

Seguro de salud público

El sistema del seguro de salud público de la República Checa se basa en tres sujetos:

  • El asegurado (el beneficiario de los servicios sanitarios)
  • El suministrador de los servicios sanitarios (está autorizado a suministrar los servicios sanitarios)
  • Aseguradora sanitaria (institución en la que la persona está asegurada)

Tipos de asistencia sanitaria

Atención ambulatoria

La atención ambulatoria es la asistencia sanitaria que no requiere hospitalización o admisión de un paciente en una cama en un centro de atención de salud que proporciona atención de un día. Este cuidado es proporcionado por médicos de atención primaria o médicos especialistas. En caso de enfermedad, el paciente suele ser referido a médicos de atención primaria, es decir, médicos generales para adultos, médicos generales para niños y adolescentes, dentistas y ginecólogos. Para ello, el paciente debe registrarse en primer lugar.

El médico puede rechazar la aceptación de un paciente para su cuidado:

  • si su admisión significara para el médico tal carga de trabajo que le impidiera cuidar bien a ese paciente o bien a otros pacientes que ya están a su cuidado,
  • si la distancia del lugar de residencia del paciente no permitiera el desempeño del servicio de visitas médicas en caso de su prestación,
  • si el paciente no tiene un seguro médico con alguna compañía de seguros con la cual el proveedor haya firmado un contrato; esto no se aplica a los asegurados de otros países de la Unión Europea, del Espacio Económico Europeo, de la Confederación Suiza o de los Estados con los que la República Checa ha firmado un acuerdo de seguridad social que incluye el alcance del derecho a la asistencia sanitaria.

En caso de ser denegado, el asegurado tiene derecho a que el médico confirme su negativa por escrito. En caso de que el cuidado sea urgente e inaplazable (es decir, un accidente o una enfermedad aguda repentina), el médico no puede rechazar el tratamiento, sino que pasa al paciente a su médico de cabecera. El especialista puede visitar al paciente sin la recomendación de un médico de atención primaria. La atención ambulatoria se proporciona como:

  • atención ambulatoria primaria: con el objetivo de proporcionar cuidados preventivos, de diagnóstico, curativos y de dictamen, además de ofrecer consultas. También, coordinación y continuidad de los servicios de salud proporcionados por otros suministradores; el servicio de visita siempre forma parte de esta atención,
  • atención ambulatoria especializada: suministrada en cada uno de los campos de la atención sanitaria,
  • atención estable: con el objetivo de proporcionar atención sanitaria a pacientes cuyo estado de salud requiere de cuidados ambulatorios suministrados a diario de forma repetida.

Atención sanitaria hospitalaria (ingreso en planta)

Si la naturaleza de la enfermedad lo requiere, el médico de atención primaria o el especialista ambulatorio le recomienda al paciente un tratamiento en planta hospitalaria o bien el propio paciente decide su ingreso. Los pacientes hospitalizados reciben cuidados de urgencia estándar, de urgencia intensiva, de seguimiento y de larga duración.

La ley sobre los servicios sanitarios definen la atención en planta como la atención sanitaria que no puede suministrarse de manera ambulatoria y que requiere el ingreso hospitalario del paciente. La atención hospitalaria debe ser proporcionada de forma continuada.

La atención hospitalaria para los pacientes ingresados en planta se suministra como:

  • atención urgente estándar: proporcionada al paciente
    • con una enfermedad repentina o un empeoramiento repentino de una enfermedad crónica que amenaza gravemente la salud del paciente, pero que conduce directamente a un fallo de sus funciones vitales, o
    • con el fin de llevar a cabo procedimientos médicos que no pueden realizarse de forma ambulatoria,
    • con el fin de proporcionar una rehabilitación temprana,
  • atención urgente intensiva: proporcionada al paciente en caso de un fallo repentino, o de riesgo repentino de que fallen las funciones vitales básicas, o en aquellos casos en los que se presuponen razonablemente estos estados,
  • atención hospitalaria de seguimiento: proporcionada al paciente con un diagnóstico ya determinado. Se proporciona al paciente con un estado de salud estabilizado, con una enfermedad repentina que ha sido controlada o bien, con un empeoramiento repentino de una enfermedad crónica. En estos casos, su estado de salud requiere terminar la cura necesaria o un tratamiento de rehabilitación. La atención hospitalaria de seguimiento también se proporciona al paciente que necesita ayuda de manera parcial o completa para mantener las funciones vitales básicas.
  • atención hospitalaria de larga duración: proporcionada al paciente con un estado de salud que no puede mejorar de manera significativa con un tratamiento de cura y que solo puede empeorar si no recibe la asistencia necesaria. También se proporciona al paciente con fallos en las funciones vitales básicas.

Servicios de emergencias médicas y de urgencias

Los servicios de emergencias médicas se utilizan en varias situaciones: en caso de enfermedades graves repentinas o de lesiones con las que el paciente no es capaz de llegar solo hasta el médico. También cuando sea necesario recibir un tratamiento rápido en el lugar del suceso para que el estado del paciente no llegue a empeorar y su vida no corra peligro.

Números de teléfono gratuitos de emergencia:

  • 155 – número nacional para emergencias médicas
  • 112 – número europeo para emergencias en las que se vean involucradas más personas. Llamando al 112 se activan los servicios integrados del sistema de emergencias (policía, ambulancias y bomberos)

Los servicios de salud financiados se proporcionan también en casos de una emergencia menos severa, incluyendo la dental o la de una lesión, fuera de las horas de atención o en ausencia del médico, dependiendo de las condiciones locales - o bien los médicos se reemplazan mutuamente, o bien se organizan unos servicios de urgencia especiales en las consultas del médico y del dentista.

Estos servicios de urgencia suelen ser proporcionados por los centros de atención médica (hospitales).

Información disponible en los departamentos de salud pública de las dependencias municipales o en el centro de control de los servicios de emergencias médicas.

Servicios médicos de prevención de riesgos laborales

Se trata de unos servicios preventivos de salud con los que se evalúa el impacto de la actividad laboral, del entorno de trabajo y de las condiciones laborales en la salud del trabajador. Se llevan a cabo inspecciones preventivas y se evalúa el estado de salud. El objetivo es evaluar la capacidad para el trabajo, proporcionar asesoramiento sobre la protección de salud y prevención de riesgos laborales, enfermedades laborales y enfermedades relacionadas con el trabajo, proporcionar formación en primeros auxilios y supervisión regular de los lugares de trabajo y el trabajo o servicio. Estos servicios están cubiertos por el empleador.

Atención de dispensario

Su finalidad es proporcionar un seguimiento activo y de larga duración del estado de salud de un paciente que puede estar en peligro, puede sufrir una enfermedad o cuya condición puede empeorar. Según el desarrollo de la enfermedad se puede suponer un cambio en su estado. En estos casos, una actuación a tiempo puede influir de manera sustancial en el tratamiento a recibir y en el desarrollo de la enfermedad.

Rehabilitación terapéutica de balneario

La estancia en un balneario puede convertirse en una parte indispensable del tratamiento curativo del paciente. En estos casos, el médico que lleva al paciente recomienda este tratamiento y otro médico se encarga de revisar y confirmar la decisión. El médico de cabecera o el médico del hospital son los encargados de proponer este tipo de tratamiento.

Suministro de productos farmacéuticos y de dispositivos sanitarios

En la República Checa hay una extensa red de instalaciones que se encargan del tratamiento farmacéutico (farmacias), que se encargan de la distribución de fármacos, preparados y dispositivos sanitarios. Estos se pueden vender con receta médica o en algunos casos sin ella.

Validez de la receta médica:

  • 1 día después de la fecha de expedición de la receta en los servicios de urgencia,
  • 5 días con la receta para antibióticos y quimioterápicos antimicrobianos,
  • 14 días con las demás recetas, siempre que el médico no determine otra cosa.

Atención preventiva

El médico de cabecera realiza una revisión preventiva y pone vacunas contra enfermedades infecciosas.

Atención sanitaria cubierta por el seguro médico público

En el territorio de la República Checa los servicios de salud son suministrados generalmente en función del seguro médico obligatorio del estado. En el caso de una relación laboral, el empleador paga a la seguridad social el 13,5% de la base imponible; es decir, el empleado paga 1/3 y el empleador 2/3. En algunos casos el estado es quien paga el seguro (por ejemplo, en el caso de niños sin recursos, jubilados, etc.). Un extranjero forma parte del sistema sanitario público si tiene residencia permanente en la República Checa. Si no tiene residencia permanente, entonces forma parte del sistema sanitario si es empleado de algún empleador con sede o residencia permanente en la República Checa. Así tendrá los mismos derechos a los servicios sanitarios pagados por el estado (en adelante, "servicos sanitarios reembolsados") que los demás asegurados.

Consiste en:

  1. cuidados preventivos, dispensarios, diagnósticos, terapéuticos, de rehabilitación, de rehabilitación en balnearios, de evaluación, de enfermería, paliativos (son los cuidados de los pacientes terminales que deben garantizar su cuidado para mantener una condición adecuada que no les cause dificultades y les permita vivir con una alta calidad y dignidad hasta el final de sus vidas), y el cuidado sanitario de los donantes de sangre, tejidos y células u órganos en relación con su recogida, en todas las formas de su concesión según la Ley de servicios sanitarios,
  2. suministro de medicamentos, de alimentos para fines médicos especiales, de dispositivos médicos y de productos dentales,
  3. el transporte de los asegurados y el reembolso de los gastos de viaje,
  4. la recogida de sangre y la recolección de tejidos, células y órganos necesarios para el transplante y su tratamiento necesario (conservación, almacenamiento, procesamiento y examen),
  5. el transporte de un donante vivo al lugar de recogida, desde ese punto al lugar de suministro de la asistencia sanitaria relacionada con la toma, el regreso desde dicho lugar y el reembolso de los gastos de viaje,
  6. el transporte del donante fallecido desde y hasta el lugar de recogida,
  7. el transporte de los tejidos, las células y los órganos extraídos,
  8. la inspección del asegurado fallecido y la autopsia, transporte incluido,
  9. estancia del guía del asegurado en el centro de atención hospitalaria,
  10. la atención sanitaria relacionada con el embarazo y el nacimiento de un bebé cuya madre ha solicitado la confidencialidad de su persona en relación con el parto. Dicha atención será pagada por la compañía de seguros sanitarios que solicitará al proveedor correspondiente su reembolso con los datos de identificación del asegurado.

Los servicios de salud reembolsados son proporcionados por profesionales de la salud u otros especialistas de la salud, en la medida de sus competencias profesionales.

Los servicios de salud reembolsados se prestan en las instalaciones de los proveedores de atención médica y, en virtud del contrato entre el proveedor de los servicios de salud y la compañía de seguros sanitarios del asegurado, están cubiertos por esta compañía de seguros.

Esto no se aplica a las farmacias, ya que el asegurado puede utilizar cualquier instalación farmacéutica independientemente de la existencia de una relación contractual con la compañía de seguros sanitarios del asegurado y puede recoger la receta. Sin embargo, la prescripción debe ser emitida por un médico que esté en una relación contractual con la compañía de seguros sanitarios de la aseguradora correspondiente.

Sólo en casos excepcionales se pueden prestar servicios médicos reembolsados en otro lugar o en una instalación que no tiene contrato con la compañía de seguros de salud del asegurado.

El paciente contribuye económicamente con una parte del pago de ciertos medicamentos. Estos se dividen en grupos, en cada grupo debe haber al menos uno que esté totalmente cubierto por la compañía de seguros.

Durante el período de hospitalización, el asegurado no cubre los gastos de los medicamentos y los dispositivos médicos, que son pagados íntegramente por la compañía de seguros.

Fuente: Ministerio de salud de la República Checa

Arriba